“La suerte es un factor ínfimo en la ecuación del éxito”

El empresario brindó una entrevista abierta y entretenida en donde no se guardó nada. Contó desde sus comienzos como emprendedor hasta su mirada de la vida más allá del trabajo.

Entrevista a Adolfo de la Reta
Por: Alfredo Diez


Nos sentamos en la Peatonal Sarmiento una tarde de jueves en el Café Havanna y hablamos de su vida…

Si me contaras algo de tus comienzos ¿qué me dirías?

Que soy un emprendedor, que a partir de una oportunidad de ser independiente me fui moldeando. A los 8 años ya atendía un quiosco. Mi fuerte son los números y la visión de negocios. Manejo bien la estrategia y he tenido suerte con los socios. Los socios los elijo en base a la confianza, la intuición, a sus valores y sus formas.

Para mí es importante en un socio compartir la manera de llevar el trabajo. Ser complementarios.

¿Cambiarías algo de tu vida?

No. Porque soy muy agradecido, valoro lo que me tocó y si tomé decisiones equivocadas me hago cargo. Muchas decisiones equivocadas pueden ser positivas o constructivas de una manera.

Soy un convencido de que la suerte es sólo una parte poco relevante del éxito de una persona, un factor ínfimo de la ecuación.

El éxito es producto de decisiones, elegís tus amigos, qué hacer, qué no hacer en cada momento y luego hay circunstancias o factores que hacen que te vaya mejor o peor. Lo principal son las decisiones que uno toma.

Ahora bien, las decisiones de chico o joven son muy relevantes para el futuro de una persona.

¿Un éxito y un fracaso?

Es difícil responder. Yo soy de la idea de que no determino la importancia de algo que sucedió en mi vida a través del fracaso o el éxito. Lo importante para mí es que la suma te dé positivo. Estoy conforme como soy. Mi éxito va a ser morirme exitoso. Con todos los aspectos de una vida ordenada. El éxito es la felicidad, es lograr ser feliz. Soy feliz hace muchos años. Siempre en mi vida fui feliz. Fracaso sería no ser feliz. Los fracasos son parte de la vida que hay que tratar de corregir.

Las frases muchas veces nos guían, ¿la tuya?

No tengo frase. No me guío por frases, sólo por hechos. Ese es el desafío que tengo. Voy a poner todo para ser feliz hasta que me muera.

Suponiendo que existiera, ¿cuál es la clave de un empresario exitoso?

Que te guste lo que hacés, que puedas hacerlo viable y en lo posible rentable porque la rentabilidad es una necesidad en los negocios. Finalmente, que le sirva a los demás.

La felicidad…

Es lo que inspira mi vida.

¿Cómo te gustaría que te recuerden?

Como una buena persona y un tipo feliz y optimista. Y realista. A veces soy más realista que optimista.

A nivel laboral, ¿Para qué haces lo que haces?

Me gusta lo que hago, creo que siempre necesitas trabajar. Es una cuestión de tu propia salud. De verte activo. Además, porque eso te mueve otros factores como el ego, prestigio, satisfacción de necesidades. Saber que estás a cargo de gente que necesita que estés produciendo.

¿Cuál fue el hecho más impactante de tu vida y qué aprendiste?

La separación en el matrimonio, es un hecho que te obliga a pensar y a plantear otras etapas de tu vida.

Hablando de la vida, ¿para qué existimos?

Para disfrutar y para hacer un poco mejor a los demás.

¿De qué te sientes orgulloso?

De todo.

¿Cuál es tu sueño en la vida?

Ya cumplí mis sueños. Qué me queda: tratar de llegar a viejo con buena energía.

¿A qué le tenés miedo?

Ya mis miedos pasan por lo que les pueda pasar a mis hijos.

¿Quién sos?

Soy una persona genuina, transparente y confiable.

Gracias, Adolfo.

A vos, Alfredo.

Ping Pong de preguntas y respuestas

¿Un equipo de fútbol? Independiente de Avellaneda y Godoy Cruz

¿Tu niñez en Mendoza? Muy feliz

¿Una materia del secundario? Historia y Geografía.

¿Un recuerdo? Cuando tenía 6 años, primer día de clase, me fui solo de la escuela y apenas llegué, me volví caminando a mi casa.

¿El mejor día de tu vida? Los días que nacieron mis hijos.

¿Una virtud personal? Carencia de vicios, envidia, celos. Soy muy flexible y adaptable.

¿Un defecto personal? A veces un poco egoísta.

¿Un día de la semana? Sábado.

¿Una golosina? Alfajor Havanna.

¿Mate, te o café con leche? Café.

¿El viaje de egresados? No fui.

¿Un lugar en el mundo? Tailandia

¿La muerte? Va a llegar indefectiblemente, espero que demore.

« Volver